top of page

Insultar desde les redes

Una historia positiva se convierte en un blanco de críticas ofensivas. Hay algo en la sociedad digital que no funciona bien.


El jove Xavier Bustos, creador de les samarretes Azulejo de Lleida. Foto © Santi Iglesias
El joven Xavier Bustos, creador de las camisetas Azulejo de Lleida. Foto © Santi Iglesias

Nunca me dejará de sorprender la mala leche que se esconde detrás de las redes sociales. Conductas que no mostraríamos casi nunca en público, las exhibimos sin pudor con un tuit irreflexiva y casi siempre a escondidas. Parece que de esto se tratan las redes sociales: de destruir.

Hace unas horas he publicado con el diario ARA una pequeña gran historia sobre Xavier Bustos, un joven leridano de 17 años que después de varios veranos trabajando en la fruta y en la hostelería, ha decidido esta vez crear una nueva marca de camisetas . Sí, con la ayuda de sus padres, hizo una inversión para adquirir unas 300 prendas, cosió un logo de diseño propio y vendió prácticamente todas después de semanas de esfuerzos, casi buscando clientes puerta a puerta. La historia lo vale. Es un testimonio de éxito de un adolescente que prefiere dar un paso más allá y, sí, vuelvo a decir, con la ayuda de sus padres, levanta un pequeño negocio provechoso para cerrarlo ahora en septiembre para reanudar sus estudios de bachillerato.

Pero en las redes, la mayoría de comentarios han sido completamente despectivos, insultantes y ofensivos, atacando básicamente el hecho de que el joven haya sido ayudado por la familia y menospreciando toda capacidad de esfuerzo y creatividad que haya podido tener el joven emprendedor.

Aparte de que lamento esta mala leche que se respira, me hace pensar mucho sobre la doble moral de muchos lectores que a menudo critican la falta de noticias positivas en la prensa y de historias que hablen de éxito y de una actitud interesante ante la vida. Y cuando tienen una, la pisotean.

1 view0 comments

Comments


bottom of page